Oremos por el Papa

Oremos por nuestro Pontífice Francisco: El Señor lo conserve y lo guarde, y le dé larga vida, y lo haga dichoso en la tierra, y no lo entregue en manos de sus enemigos. Amén.

Dios nuestro, pastor y guía de todos los fieles, mira con bondad a tu hijo el Papa Francisco, a quien constituiste pastor de tu Iglesia, y sostenlo con tu amor, para que con su palabra y su ejemplo conduzca al pueblo que le has confiado y llegue, juntamente con él, a la vida eterna.

Pensamientos

** «**"«"El que quiera venirse conmigo, que se niegue a sí mismo, que cargue con su cruz y me siga. **¡"Mujer, qué grande es tu fe"**““Pídame lo que quiera y yo se lo concederé”.** El que tenga oídos, que oiga."**Venid a mi todos los que estáis cansados y agobiados, y yo os aliviaré”.**"Tú eres Pedro, y sobre esta piedra edificaré mi Iglesia, y el poder del infierno no la derrotará.**Y sabed que yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo"**Ten piedad, Señor, y ayudanos a corregirnos!**Yo soy la puerta: quien entre por mí se salvará**Conviértanse, porque el Reino de los cielos está cerca.**Estad Alegres , hay que preparar los corazones para recibir al Señor.**Juan el Bautista, nos exhorta a preparar el camino del Señor que viene a salvarnos."El Señor llega para regir los pueblos con rectitud."**Que se alegren los que buscan al Señor“Levántate y vete: tu fe te ha salvado”. * hoy realza la humildad, la modestia y la mansedumbre del Señor. Junto a esto Jesús añade otra virtud: el desinterés cuando invitamos o damos algo a los demás. Ahora bien, Él es mucho más que eso, ya que esas virtudes las posee en esencia: Jesús es la humildad, la modestia y la mansedumbre.**«Tengan ceñida la cintura y encendidas las lámparas»«Señor, enséñanos a orar»**"Amarás al Señor, tu Dios, con todo tu corazón y con toda tu alma y con todas tus fuerzas y con todo tu ser. Y al prójimo como a ti mismo."**"Paz a este casa" Y si allí hay gente de paz, descansará sobre ellos vuestra paz** Tú eres Sacerdote Eterno según el rito de Melquisedec"**"Señor, dueño nuestro, ¡qué admirable es tu nombre en toda la tierra!"**Cuando venga el Espíritu de la verdad os guiará a la verdad completa»**«Recibid el Espíritu Santo; a quienes les perdonéis los pecados, les quedan perdonados; a quienes se los retengáis, les quedan retenidos.»**" DIOS ASCIENDE ENTRE ACLAMACIONES, EL SEÑOR, AL SON DE TROMPETAS.**Si alguno me ama, guardará mi Palabra "**Les doy un mandamiento nuevo: ámense los unos a los otros como yo los he amado.**“Mis ovejas escuchan mi voz, yo las conozco y ellas me siguen”, dice Jesús.**"Al que se sienta en el trono y al Cordero la alabanza, el honor, la gloria y el poder por los siglos de los siglos."**¡Dichosos los que crean sin haber visto.**Hemos resucitado con Cristo!“¡Felices Pascuas!”**."¡Bendito el que viene en nombre del Señor! ¡Hosanna en las alturas!" .**¡«El que esté sin pecado, que le tire la primera piedra».**Gustad y ved qué bueno es el Señor!**Yo-soy' me envía a vosotros".***ESTE ES MI ELEGIDO. ESCUCHENLO**«Os aseguro ningún profeta es bien mirado en su tierra."Tú eres mi Hijo muy querido.**Señor, tú que en este día revelaste a tu Hijo unigénito a los pueblos gentiles por medio de una estrella, concede a los que ya te conocemos por la fe poder contemplar un día, cara a cara, la hermosura infinita de tu gloria.**¡Bendita tú entre las mujeres y bendito el fruto de tu vientre!**«Alégrense siempre en el Señor. Vuelvo a insistir, alégrense. El Señor está cerca.**"Alégrate, llena de gracia, el Señor está contigo." «Estad siempre alertas**Yo soy Rey, pero mi Reino no es de este mundo, nos dice Jesús**“Sí, como dices, soy Rey. Yo para esto he nacido y para esto he venido al mundo: para dar testimonio de la verdad. Todo el que es de la verdad, escucha mi voz”.»**«Los demás han echado de lo que les sobra, pero ella ha dado todo lo que tenía para vivir»**«Anda, tu fe te ha curado».**"El hijo del hombre ha venido para dar su vida en rescate por todos.**"Anda, vende todo lo que tienes y luego sígueme»**Dejad que los niños se acerquen a mí: no se lo impidáis; de los que son como ellos es el Reino de Dios."Los preceptos del Señor alegran el corazón.**Dice el Señor: “Yo soy el Salvador de mi pueblo”.**Quien no coja su cruz y me siga no es digno de mí"."Ayúdanos a permanecer junto a ti, Señor.**Abres tú la mano, Señor, y nos sacias."**Mis ovejas escuchan mi voz, Yo las conozco y ellas me siguen», dice el Señor.**Dios llama a todos sus hijos para darles un lugar propio en la vida y en la Iglesia**Id y contad a Juan las cosas que habéis visto y oído: Los ciegos ven, los cojos andan, los sordos oyen, los muertos resucitan, y a los pobres se les anuncia el Evangelio…"««Mi carne es verdadera comida, y mi Sangre verdadera bebida; el que come mi Carne, y bebe mi Sangre, en Mí mora, y Yo en él.» (Jn 6, 56-57)**“Os aseguro que no volveré a beber del fruto de la vid hasta el día que beba el vino nuevo en el reino de Dios.***yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo".**Yo rogaré al Padre y les dará otro abogado que estará con ustedes para siempre”.**"Nadie tiene amor más grande que el que da la vida por sus amigos"**Paz a vosotros**"CRISTO HA RESUCITADO !!! ALELUYA !!**Bendito el que viene en el nombre del Señor**Si el grano de trigo cae en tierra y muere, da mucho fruto"**EL QUE REALIZA LA VERDAD, SE ACERCA A LA LUZ**Señor, tú tienes palabras de Vida eterna.**Maestro, ¡qué bien estamos aquí**Hijo, tus pecados quedan perdonados»**Jesús devuelve la salud, destruye el sufrimiento**«Vengan conmigo y los haré pescadores de hombres»**"He ahí el Cordero de Dios "¡Levántate, brilla, Jerusalén, que llega tu luz; la gloria del Señor amanece sobre ti!**El Señor tenga piedad y nos bendiga**Gloria a Dios en el cielo y en la tierra paz a los hombres que Dios ama. **"Allanad el camino del Señor"**"Aquí está la esclava del Señor; hágase en mí según tu palabra."**"Preparad el camino del Señor, allanad sus senderos."" **«Velen y estén preparados, porque no saben cuándo llegará el momento**"El señor es mi pastor, nada me falta.**Jesús anuncia que, a su vuelta, seremos examinados en el amor.**Dichoso el que teme al Señor "Estén, pues, preparados, porque no saben ni el día ni la hora».** el que se enaltece será humillado y el que se humilla será enaltecido».**Amarás al Señor, tu Dios, con todas tus fuerzas y al prójimo como a ti mismo, nos dirá Jesús."**El que come mi carne y bebe mi sangre tiene Vida eterna, y yo lo resucitaré en el último día, dice el Señor.**"Señor, enséñanos a orar"**los últimos serán los primeros, y los primeros, los últimos».** Lo mismo hará mi Padre celestial con ustedes, si cada cual no perdona de corazón a su hermano». Hemos visto que la Iglesia también hoy, aunque sufra tanto, como sabemos, con todo es una Iglesia gozosa, no es una Iglesia envejecida, sino que hemos visto que la Iglesia es joven y que la fe crea alegría". S.S. Benedicto XVI**** FUERA DE LA CRUZ, NO HAY OTRA ESCALA POR DONDE SUBIR AL CIELO «****Yo soy el pan vivo que ha bajado del cielo, dice el Señor, quien coma de este pan vivirá para siempre.Entonces los justos brillarán como el sol en el Reino de su Padre. El que tenga oídos, que oiga». ¡Dichosos vuestros ojos, porque ven, y vuestros oídos, porque oyen! Mi yugo es suave, y mi carga ligera**TU eres SEÑOR, el PAN de VIDA !! **Yo soy el pan vivo que ha bajado del cielo, dice el Señor, quien coma de este pan vivirá para siempre. **El que cree en él no será juzgado; el que no cree ya está juzgado, porque no ha creído en el nombre del Hijo único de Dios. ***"Y sabed que yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo". **El que acepta mis mandamientos y los guarda, ése me ama**Yo soy el camino, la verdad y la vida. Nadie va al Padre, sino por mí.dice Jesús**“Yo he venido para que tengan vida y la tengan en abundancia”, dice Jesús. **«Dichoso el que camina en la voluntad del Señor."** estemos dispuestos en todo los momentos de la vida, a ser luz y sal de la tierra.**Con un tono profético, Jesús proclama las actitudes que harán felices a sus seguidores**Tú crees porque me has visto; dichosos los que creen sin haber visto».**“No busquéis entre los muertos al que vive". ¡Dios lo ha resucitado! **Jesús le respondió: “Yo soy la resurrección El que cree en mí, aunque muera, vivirá; y todo el que vive y cree en mí, no morirá jamás. ¿Crees esto?” ** Dios no es "peligro" para nadie y todos pueden llegar a Él, dice el Papa**Dios es espíritu, y los que adoran, deben adorar en espíritu y verdad.” **Salir de ser buenos, para llegar a ser Santos**"Está escrito: "No sólo de pan vive el hombre, sino de toda palabra que sale de la boca de Dios."" ** "Al Señor, tu Dios, adorarás y a él solo darás culto."**“No todo el que me diga: "Señor, Señor, entrará en el Reino de los Cielos, sino el que haga la voluntad de mi Padre celestial.(San Mateo Cap 7, 21 al 27) **No podeis servir a Dios y al dinero ( Mt;6;24-34)**sed perfectos como es perfecto vuestro Padre celestial.”**Dichoso el que camina en la voluntad del Señor."** estemos dispuestos en todo los momentos de la vida, a ser luz y sal de la tierra.**Con un tono profético, Jesús proclama las actitudes que harán felices a sus seguidores.** “Convertíos, porque el Reino de los Cielos ha llegado.” **Dios es hoy, pero Dios es tambien manana**El Adviento es esperar a Dios**"Conviértanse, porque el Reino de los Cielos está cerca...” **“Estén prevenidos... estén preparados...” nos advierte amorosamente Jesús.**Dios cuida a sus fieles en la prueba y en la persecución**“La Palabra de Dios siempre es buena noticia**"El mundo se hace hermoso y bueno si se conoce esta voluntad de Dios y si el mundo corresponde a esta voluntad de Dios, que es la auténtica luz, la belleza, el amor, que da sentido al mundo. ." S.S. Benedicto XVI**"La liturgia nos une a la fiesta de Dios con toda la humanidad" **El rosario… es oración del corazón, en la que la repetición del "Ave María" orienta el pensamiento y el afecto hacia Cristo, y por tanto se hace súplica confiada a la Madre suya y nuestra." S.S. Benedicto XVI**Da lo máximo de típara vivir intensa y maravillosamente**Uno de ellos, viendo que estaba curado, se volvió alabando a Dios a grandes gritos...»**«La palabra del Señor permanece para siempre; y esa palabra es el Evangelio que os anunciamos.»"Como Obispo de Roma y Sucesor del apóstol Pedro reafirmo, como mis predecesores, el compromiso de la Iglesia de orar y actuar sin descanso para asegurar que nunca vuelva a reinar el odio en el corazón de los hombres." S.S. Benedicto XVI**VENID A MÍ TODOS LOS QUE TENÉIS SED**Dios nos ama a pesar de nuestros pecados, recuerda Benedicto XVI.**A ese Dios invisible, lo encontramos en las cosas más visibles y materiales.**El bien de la persona consiste en estar en la Verdad y en realizar la Verdad". **“Luchad por entrar por la puerta estrecha, porque, os digo, muchos pretenderán entrar y no podrán. **"Hemos visto que la Iglesia también hoy, aunque sufra tanto, como sabemos, con todo es una Iglesia gozosa, no es una Iglesia envejecida,sino que hemos visto que la Iglesia es joven y que la fe crea alegría". S.S. Benedicto XVI** "El Poderoso ha hecho obras grandes por mí; enaltece a los humildes.»**Iluminados para iluminar: Seamos el rostro de Cristo a una humanidad que no lo ha visto"**"Hemos visto que la Iglesia también hoy, aunque sufra tanto, como sabemos, con todo es una Iglesia gozosa, no es una Iglesia envejecida, sino que hemos visto que la Iglesia es joven y que la fe crea alegría". S.S. Benedicto XVI**Para Dios es muy importante que tu te sientas amado por El, porque es nuestro Padre. **"No somos todavía de manera plena hijos de Dios, pero tenemos que llegar a serlo cada vez más a través de nuestra comunión más profunda con Jesús. Ser hijos es equivalente a seguir a Cristo". S.S. Benedicto XVI**“El reino de Dios está dentro de vosotros” (Lc 17,21). **El programa del cristiano, aprendido de la enseñanza de Jesús, es "un corazón que ve" dónde hay necesidad de amor, y que actúa coherentemente" (Cf. ibídem 31). S.S. Benedicto XVI**El Señor es mi pastor, nada me falta: en verdes praderas me hace recostar; me conduce hacia fuente tranquilas y repara mis fuerzas.**Nos has salvado Señor; viniste para llevarnos por el camino de la luz, para traernos abundante paz; para redimirnos, y ser llevados contigo a la gloria.**La santidad consiste en la disposición del corazón. Santa Teresa de Lisieux**Buenos días, Virgen del Carmen. Por ti madrugamos. Queremos encontrarnos con la luz de tu mirada. Contigo la mañana es mañana de luz y de esperanza. Gracias por todo. Eres un regalo.**El Amor es la ciencia y la vocación del corazón humano ** Lo verdaderamente grande es creer que Jesús ha resucitado"**“nada te turbe, nada te espante, todo se pasa…”, Teresa de Jesus)“Os van a juzgar, como juzguéis vosotros” (Mt...**Alabad al Señor en su templo, alabadlo en su fuerte firmamento. Alabadlo por sus obras magníficas, alabadlo por su inmensa grandeza. ** “¡Oh Dios mío, Trinidad a quien adoro!... ¡Oh mis Tres, mi Todo, mi Bienaventuranza, Soledad infinita, Inmensidad donde me pierdo!” (Beata Isabel de la Trinidad). **"El Espíritu del Señor llena la tierra**«Contigo caminamos en esperanza, sabiduría y misión», lema del viaje apostólico de Benedicto XVI a Portugal en mayo: Fátima, Lisboa y Oporto, etapas de la visita**Aprender en la cruz la lección del amor de Dios”**“Me he sentido acogido en Malta como san Pablo”S.S. Benedicto XVI** “La Pascua es la verdadera salvación de la humanidad”***"Invoquemos a la Santísima Virgen María, para que nos alcance la gracia de experimentar la presencia de Cristo Resucitado en la Iglesia."*** "Que este tiempo penitencial sea para todos los cristianos un tiempo de auténtica conversión y de intenso conocimiento." S.S.Benedicto XVI, cuaresma 2010**«Contigo caminamos en la esperanza. Sabiduría y Misión»,**“Concédenos, Señor, el perdón y haznos pasar del pecado a la gracia y de la muerte a la vida” **“Recuerda que polvo eres y en polvo te convertirás"**“Arrepiéntete y cree en el Evangelio”."Verdaderamente, queridos amigos, los santos son los mejores intérpretes de la Biblia; éstos, encarnando en su vida la Palabra de Dios, la hacen más atrayente que nunca, de modo que habla realmente con nosotros." SS. Benedicto XVI, Enero 27, 2010**La santidad consiste en estar siempre alegres.( San Juan Bosco)**"La medida del amor es amar sin medida." (San Agustin)**"La amistad de Jesucristo sea cada día "luz y guía" para todos.(Benedicto XVI)**“Cada acto de amor del corazon humano es una sonrisa en el corazón de Dios”**La imagen del Niño Jesús, con la ternura de su infancia, nos permite además percibir la cercanía de Dios y su amor. Comprendemos lo preciosos que somos a sus ojos porque, precisamente gracias a él, nos hemos convertido a nuestra vez en hijos de Dios". S.S. Benedicto XVI**Amar a las familia significa saber estimar sus valores y posibilidades, promoviéndolas siempre.**Amar a la familia significa esforzarse por crear un ambiente favorable a su desarrollo.(Juan Pablo II) **Navidad no es "fábula" sino respuesta de Dios al hombre que busca verdadera paz, dice Benedicto XVI.**Él es el Señor y ella la sierva, Él es el Maestro y ella la discípula.*** ¡ Dichosa tú, que has creído, porque lo que te ha dicho el Señor se cumplirá !"** El aburrimiento no puede existir donde quiera que haya una reunión de buenos."**" Cada vez estoy más persuadido: la felicidad del Cielo es para los que saben ser felices en la tierra."** " camino prodigio de amor, de tus manos Madre vayamos a Dios."** "El anuncio del evangelio es la forma más grande de amor al prójimo"*** "A la tarde te examinarán en el amor; aprende a amar como Dios quiere ser amado y deja tu condición. (San Juan de la Cruz)**"Para mí la oración es un impulso del corazón, una sencilla mirada al cielo, un grito de agradecimiento y de amor en las penas como en las alegrías." (Santa Teresa de Liseaux)"**"Un cristiano fiel, iluminado por los rayos de la gracia al igual que un cristal, deberá iluminar a los demás con sus palabras y acciones, con la luz del buen ejemplo". (San Antonio de Padua) **El camino de la propia santificación es el santo misterio de la cruz.( Madre Maravillas de Jesús)**"La Iglesia ora, invoca a María, Estrella de la Esperanza, para que conduzca a la humanidad hacia el puerto seguro de la salvación, que es el Corazón de Cristo." S.S. Benedicto XVI"***El amor, para que sea auténtico, debe costarnos." No puedo parar de trabajar. Tendré toda la eternidad para descansar. (Madre Teresa de Calcuta)***" Qué difícil será para los ricos entrar en el Reino de Dios, nos dice Jesús."** "Tú eres el Dios de los oprimidos, el protector de los humillados, el defensor de los débiles, el apoyo de los abandonados, el salvador de los que no tienen esperanza. " ( Judit 9,11)***Sólo no se equivoca quien nada hace, ni se arriesga quien nada dice".** ¡" Ven, sigue a Cristo Redentor !**No hay gente débil y gente fuerte en lo espiritual, sino gente que no ora y gente que sí sabe orar." (San Alfonso)**"Dedícale tiempo al Dueño del Tiempo"**"El que canta, ama. Todo el que ha aprendido a amar la vida nueva, sabe cantar" (San Agustín)***"No entones las alabanzas divinas solo con la voz, acompaña también la voz con las obras. Si cantas solo con la voz, por fuerza tendrás al fin que callar; canta con la vida para no callar jamás.(San Agustin)***Nunca hay que decir « no me toca», sino « ¡Voy yo!»(Don Bosco)***"La vida es un camino duro que debemos andar"**"Dios no manda cosas imposibles, sino que, al mandar, te enseña a que hagas cuanto puedes, y a que pidas lo que no puedes". ( San Agustin ) ***"Dedícale tiempo al dueño del tiempo"**"No entones las alabanzas divinas solo con la voz, acompaña también la voz con las obras. Si cantas solo con la voz, por fuerza tendrás al fin que callar; canta con la vida para no callar jamás. (San Agustin)**La vida es riqueza, consérvala.** La vida es vida, defiéndela.(TERESA DE CALCUTA )**Cuando los cristianos lo pasamos mal, es porque no damos a esta vida todo su sentido divino.**"Es Cristo que pasa"**" ¡ Que dulce eres Señor para los que te buscan !, ¡qué serás para los que te encuentran!" **"El gran peligro del cristiano es predicar y no practicar, creer pero no vivir de acuerdo con lo que se cree"(San Antonio de Padua)**"Dios no manda cosas imposibles, sino que, al mandar, te enseña a que hagas cuanto puedes, y a que pidas lo que no puedes".**San Agustín decía: “En lo esencial, unidad; en lo opinable, libertad; pero en todo, caridad” ***"CRISTO HA RESUCITADO .....¡¡¡ ALELUYA !!!!***El que canta, ama. Todo el que ha aprendido a amar la vida nueva, sabe cantar".*** El amor es mas fuerte que la muerte"***Lo verdaderamente grande es creer que Jesús ha resucitado" ***"La Pascua,fiesta del amor redentor de Dios" ***"Que lleguemos a ser verdaderamente sacerdotes de la Nueva Alianza"***"Él es nuestra esperanza, Él es la verdadera paz del mundo"( Papa Benedicto XVI )***"El que pone antención en las cosas pequeñas llega a la perfección e corto tiempo. Muchos quisieran hacer cosas grandes, como predicaciones o penitencias, pero descuidan las cosas pequeñas. Quien desprecia lopeque

martes, 26 de agosto de 2014

XXII domingo del tiempo ordinario - Ciclo A


Un comité americano, para marcar las tumbas de los treinta mil soldados muertos en la guerra, decidió encargar a Italia treinta mil cruces de mármol blanco. Este pedido contenía una extraña condición: los canteros que esculpirían el mármol no deberían blasfemar ni una sola vez mientras convertían el mármol en cruces.
Dicen que los obreros lo prometieron y cumplieron su promesa.
No sé si esta historia es cien por cien verdad, pero este serio compromiso nos recuerda a los cristianos que la blasfemia es incompatible con el amor de Dios, que la cruz de Cristo y nuestra cruz de cada día es incompatible sin la aceptación de la voluntad de Dios, que la cruz no es un trozo de mármol sino un estilo de vida compatible con el estilo de vida de Jesús.
 He dicho muchas veces en mis homilías que en la televisión escuchamos las malas noticias que genera nuestro mundo cada día y que en la iglesia escuchamos un evangelio eterno, es decir, la Buena Noticia de Jesús.
¿Ustedes que opinan? ¿Hemos proclamado hoy una buena noticia?
¿Es buena noticia el anuncio de Jesús?
“Jesús explicó a sus discípulos que tenía que ir a Jerusalén y padecer allí mucho y que tenía que ser ejecutado y resucitar al tercer día”.
La verdad es que a mí eso de Jerusalén, padecer y ser ejecutado no me suena ni a buena noticia ni a final feliz por más que añada la palabra “resucitar”.
Jerusalén, la ciudad santa, era la ciudad del Templo, y el Templo era el altar de los sacrificios de animales, de la sangre, de la oración y de la política del sumo sacerdote.
Jesús viaja a Jerusalén e intuye que, lejos del Templo, extramuros, Él ofrecerá el único sacrificio cruento que nos reconcilia totalmente con Dios. “No quiero sacrificios sino amor” escribió y predicó el profeta Oseas.
Pedro entiende las palabras de Jesús como mala noticia y se encabrita y grita: “Eso no te puede pasa a ti, Jesús”.
Ustedes y yo habríamos, -aún seguimos- reaccionado de la misma manera que Pedro porque pensamos muy humanamente.
Pensar como Dios es, si no imposible, muy difícil, aunque, como Pedro, a veces, contestemos la pregunta del millón: ¿Quién es Jesús?
Tú eres mi Señor, mi Salvador. Tú eres el Mesías de Dios. Y unas veces somos alabados y otras muchas reprendidos como lo fue Pedro.
Hasta ahora me han llamado de todo menos Satanás. Pobre Pedro, reprendido tan severamente por su maestro por dejarse guiar por la carne y por la sangre y por escandalizarse ante la cruz. Esta vez el Espíritu no habló por él.
Después de esta mala noticia para los oídos humanos, Jesús sigue dándonos peores noticias. Éstas nos afectan a nosotros, a los cristianos de todos los tiempos.
“El que quiera venirse conmigo, que se niegue a sí mismo, que cargue con su cruz y me siga”…
La cruz, el misterio de la cruz, que preside nuestra iglesia y nuestras vidas está siempre con nosotros.
La cruz no es como una maleta moderna que por más que pese paseamos por los aeropuertos sobre ruedas, si tuviera ruedas sería símbolo de vacaciones y de olvido de Dios.
¿Qué significa cargar con la cruz?
Obedecer a Dios que exige sacrificio y disciplina.
Escuchar a Jesús, reto del cristiano.
Amar a los enemigos y perdonar a los hermanos.
Compatibilizar nuestro estilo de vida con el estilo de vida de Jesús.
El evangelio de este domingo es una invitación a encontrar el candado que une al Dios que nos seduce con el Dios que aparentemente nos engaña, el Dios que nos fascina y el Dios que nos subleva.
¿Buscan ustedes la buena vida? No cruz, no sufrimiento, no preocupaciones, Carpe diem…
Ustedes pueden tenerlo todo aquí y ahora, pero si no se abren al futuro, Dios es el futuro, corren el riesgo de quedarse sin nada.
A pesar de todo, el evangelio de Jesús es siempre Buena Noticia para los que lo escuchan y acogen en su corazón.
Liturgia de las Horas: 2da. Semana del Salterio
Color: Verde
Santoral
ENTRADA
Bienvenidos todos a la fiesta de la comunidad. Es Jesucristo quien nos preside e invita a los creyentes. Quiere compartir con nosotros su vida, su mesa y su palabra.
Aquí estamos nosotros, la comunidad, los hijos de Dios, los hermanos.
Estamos, a veces, distraídos y cansados, pero hoy el Señor quiere que veamos su gloria y que le sigamos a pesar de todo.
Comencemos con el canto de entrada.
PRIMERA LECTURA
Abra el oído a esta hermosa confesión del profeta Jeremías. Es un grito de amor y dolor.
Seducido por Dios, su vida se complica tanto que siente la tentación de abandonar su ministerio. ¿No es Dios un peso incómodo? ¿No es su palabra algo imposible?
Escuchemos la proclamación de la Palabra de Dios.
Me sedujiste, Señor, y me dejé seducir; me forzaste y me pudiste. Yo era el hazmerreír todo el día, todos se burlaban de mí. Siempre que hablo tengo que gritar: “Violencia”, proclamando: “Destrucción”. La palabra del Señor se volvió para mí oprobio y desprecio todo el día. Me dije: “No me acordaré de él, no hablaré más en su nombre”; pero la palabra era en mis entrañas fuego ardiente, encerrado en los huesos; intentaba contenerla, y no podía.
Palabra de Dios.
SEGUNDA LECTURA
Pablo invita a los creyentes a vivir de una manera agradable a Dios.
Hoy tiene que decir a Dios las cosas buenas que piensa hacer para agradarle. Recuerde, Dios necesita sus regalos, le necesita a usted tal como es, le quiere tal como es.
Escuchemos la proclamación de la Palabra de Dios.
Hermanos:
Os exhorto, por la misericordia de Dios, a presentar vuestros cuerpos como hostia viva, santa, agradable a Dios; éste es vuestro culto razonable. Y no os ajustéis a este mundo, sino transformaos por la renovación de la mente, para que sepáis discernir lo que es la voluntad de Dios, lo bueno, lo que le agrada, lo perfecto.
Palabra de Dios.
EVANGELIO
A los apóstoles no les gustaban las cosas que decía Jesús. No le entendían. No querían aceptar el sufrimiento y la muerte.
Ganar y ser victorioso en el mundo o ganar la vida con Dios y los hermanos, ¿qué prefiere?
Escuchemos la proclamación del evangelio.
En aquel tiempo, empezó Jesús a explicar a sus discípulos que tenía que ir a Jerusalén y padecer allí mucho por parte de los ancianos, sumos sacerdotes y escribas, y que tenía que ser ejecutado y resucitar al tercer día. Pedro se lo llevó aparte y se puso a increparlo: "¡No lo permita Dios, Señor! Eso no puede pasarte." Jesús se volvió y dijo a Pedro: "Quítate de mi vista, Satanás, que me haces tropezar; tú piensas como los hombres, no como Dios." Entonces dijo a sus discípulos: "El que quiera venirse conmigo, que se niegue a sí mismo, que cargue con su cruz y me siga. Si uno quiere salvar su vida, la perderá; pero el que la pierda por mí la encontrará. ¿De qué le sirve a un hombre ganar el mundo entero, si arruina su vida? ¿O qué podrá dar para recobrarla? Porque el Hijo del hombre vendrá entre sus ángeles, con la gloria de su Padre, y entonces pagará a cada uno según su conducta."
Palabra del Señor.
OFRENDAS
PAN: Señor, queremos que tu Espíritu nos haga ser pan partido y entregado para los demás. Ayúdanos a ser consuelo para el necesitado y consuelo para el triste.
VINO: Señor, queremos que tu Espíritu nos ayude a ser ofrenda agradable a Ti con nuestra fe y entrega desinteresada a los demás.
ORACIÓN DE LOS FIELES
  1. Oremos por la Iglesia, por todos los que la dirigen para que sean servidores fieles del evangelio.
  2. Oremos por los gobernantes para que trabajen por la paz entre los pueblos y por la justicia.
  3. Oremos por los enfermos, por los que sufren soledad, los ancianos para que les consolemos y acompañemos.
  4. Oremos por todos los niños que se preparan para recibir a Jesus por primera vez para que sea un tiempo de crecimiento humano y espiritual.
  5. Oremos por nuestra comunidad parroquial para que todos nos empeñemos en hacer el bien y nos ayudemos a vivir con fidelidad el evangelio.
  6. Oremos por todos los difuntos de la parroquia y (nombres…) que el Señor les conceda el don de la vida eterna.

DESPEDIDA
Marchemos a casa con el convencimiento de que con la ayuda del Señor Jesús todo será posible. El nos acompaña por el camino y se hace más fácil y llevadero.

El evangelio de Jesús es también una pastilla maravillosa que nos da la salvación eterna. ¿Va acompañado este anuncio de algún efecto secundario?
Sí, hermanos, Jesús nos lo dice muchas veces y de muchas maneras. ¿Quieres salvación y felicidad y vida eterna? Carga con la cruz y sígueme.
Hay una cruz para Jesús y hay una cruz para usted.
La cruz es el efecto secundario del seguimiento de Jesús.
¿Recuerdan la confesión de Pedro en Cesarea de Filipo?
Pedro habló inspirado por Dios y tuvo un gran día. Jesús le cambió el nombre y le entregó las llaves.
El evangelio no lo dice pero ¿no se imaginan a Pedro dando una gran fiesta para celebrarlo?
Hoy, Jesús quiere poner los puntos sobre las íes y les dice: el Hijo del hombre tiene que subir a Jerusalén, ser matado y resucitar.
Jesús es un aguafiestas. ¿Por qué habla de sufrimiento y muerte? Ahora que lo estamos pasando pipa nos anuncias tristeza.
Pedro que ya veía brillar las llaves del poder le dice: Jesús no te pongas dramático, nada de desgracias, no te pasará nada, al menos mientras yo esté contigo.
Pedro quería la gloria pero no la cruz.
Quería el triunfo pero no el sacrificio.
Quería la salvación pero no la sangre.
Quería a Jesús a su manera humana pero no la voluntad de Dios Padre.
Quería un Jesús superestrella pero no un Jesús humillado.
El querer humano siempre tiene una mezcla de egoísmo, de vanidad, de carne y sangre, de placer y de odio a todo lo que nos lleva la contraria y nos hace sufrir.
Por eso Jesús le dice: Pedro, tú quieres como quieren los hombres, no como quiere Dios.
Tú piensas como piensan los hombres, no como piensan los hijos de Dios. Apártate de mí, Satanás.
Jesús pone precio a sus discípulos. “El que quiera seguirme que se niegue a si mismo, tome su cruz y me siga”.
Jesús es un aguafiestas.
Jesús viene a poner unas prioridades en la vida de sus seguidores: la renuncia, la cruz, el seguimiento, el compromiso, el sufrimiento, el amor…
Frente a las prioridades del mundo: el placer, la frivolidad, el egoísmo, la comodidad, a mí que me dejen tranquilo, me basta mi grupo…
La vida de Jesús tuvo un precio y no fue precisamente 30 monedas de plata.
El precio fue: aprender a obedecer sufriendo, revestirse de carne, amar sin límites a todos, dar su sangre por todos, cargar con la cruz hasta el Calvario… Y el premio, la resurrección.
La vida del cristiano tiene también un precio. Sólo lo pagan los que como el profeta Jeremías se dejan seducir por Dios, y se atreven a ser diferentes “no os ajustéis a este mundo”.
Esto exige: sufrimiento, oración y lucha.
Premio: encontrar la vida en Cristo.
Feliz Domingo en la paz del Señor !!




martes, 19 de agosto de 2014

XXI domingo del tiempo ordinario - Ciclo A

Un domingo, un hombre de negocios fue a misa y al final felicitó al párroco por su sermón, pero a su felicitación añadió la siguiente crítica constructiva:
Si usted trabajara para mí tendría que tener una conversación con usted.
Su voz captó mi atención. Su entusiasmo despertó mi interés. Lo que dijo era necesario decirlo. Y ahí terminó todo. No me pidió que hiciera algo, no me pidió nada a cambio.
En los negocios, si usted quiere triunfar, tiene que conseguir que la gente firme en la línea al final de la página, si no pronto estará fuera de los negocios.
Hoy, no yo, sino el mismo Jesús le pide una firma o mejor una confesión y una respuesta para asegurar no los negocios, sino el único negocio importante: la salvación.
Jesús siempre pide una firma, una adhesión, un seguimiento, un cambio a los suyos para no quedarse al margen del gran negocio.
  • Ve y no peques más.
  • Ve, vende todo y sígueme.
  • Tu fe te ha salvado.
  • Tú eres Pedro…
  •  Hoy estarás conmigo en el paraíso.
Hoy, en este texto de Mateo 16, Jesús hizo dos preguntas a sus discípulos: ¿Quién dice la gente que soy yo? ¿Quién dicen ustedes que soy yo?
En la vida de cada día decimos que hay preguntas y preguntas:
Preguntas rutinarias: ¿cómo le amanece esta mañana?
Preguntas maliciosas: ¿es verdad que nunca se ha enamorado?
Preguntas sin importancia: ¿le gusta el baseball?
Preguntas molestas, de ciencia…
Y preguntas importantes: ¿Y después de la muerte? ¿De qué le sirve ganarlo todo si pierde su alma? ¿Para qué sirve la fe?...
Las respuestas a ciertas preguntas se aprenden en la vida, la familia, en la escuela… y hay respuestas que sólo Dios nos enseña.
“Bienaventurado eres Pedro porque esa respuesta no viene de la carne ni de la sangre sino de mi Padre”.
Y hay respuestas que sólo yo puedo dar.
No sirve yo opino como el otro, yo digo lo mismo, yo como dice la Biblia, yo como dice el párroco, yo como dice la iglesia…
Llega un momento en la vida en que nuestra respuesta tiene que ser personal, tiene que salir del corazón y brotar del amor.
Hoy, Jesús le pregunta a usted:
¿Y usted, quién dice que soy yo?
Fácil, ¿verdad?
Jesús, tú eres el Cristo, el Hijo de Dios, el Señor, el Salvador, la vida, el camino, la verdad… Hasta un loro amaestrado podría repetir esa letanía de títulos.
Nada fácil porque la verdad de nuestra respuesta se verifica en la vida.
La policía emplea el detector de mentiras para saber si decimos la verdad.
Dios tiene también su detector de mentiras y nosotros también.
Responder a Jesús es responder también a la pregunta ¿quién soy yo? ¿Qué es mi vida?
Responder a Jesús es recibir, como Pedro, una misión, unas llaves, una gracia, un poder
Al final de la invitación de Jesús hay una línea para firmar. No la deje en blanco. Gracias.
Liturgia de las Horas: 4ta. Semana del Salterio
Color: Verde
Santoral
ENTRADA
Bienvenidos todos a la celebración de la Eucaristía.
Convocados por el Señor y animados por el Espíritu, venimos a dar gracias a Dios, a expresarle nuestro amor, a iluminar nuestra vida con su palabra y a fortalecerla con el pan de vida.
El pueblo de Dios dice: Señor, danos tu Espíritu, tu vida y tu perdón.
Entonemos el canto de entrada.
PRIMERA LECTURA
La autoridad es un don de Dios que hay que ejercer con respeto a los demás. A Shebna le son quitadas las llaves por abusar de su autoridad. Dios nos pide a todos la responsabilidad en el ejercicio del poder que ha puesto en nuestras manos.
Escuchemos la proclamación de la Palabra de Dios.
Así dice el Señor a Sobná, mayordomo de palacio:
-- Te echaré de tu puesto, te destituiré de tu cargo. Aquel día, llamaré a mi siervo, a Eliacín, hijo de Jelcías: le vestiré tu túnica, le ceñiré tu banda, le daré tus poderes; será padre para los habitantes de Jerusalén, para el pueblo de Judá. Colgaré de su hombro la llave del palacio de David: lo que él abra nadie lo cerrará, lo que él cierre nadie lo abrirá. Lo hincaré como un clavo en sitio firme, dará un trono glorioso a la casa paterna.
Palabra de Dios.
SALMO RESPONSORIAL
SALMO 137
R.- SEÑOR, TU MISERICORDIA ES ETERNA, NO ABANDONES LA OBRA DE TUS MANOS.

SEGUNDA LECTURA
Pablo recibió de Dios el ministerio de ser apóstol de los gentiles y se defendió de todos sus acusadores. Pablo no entendió del todo el plan de Dios pero amó, confió y adoró a Dios con pasión.
Escuchemos la proclamación de la Palabra de Dios.
¡Qué abismo de generosidad, de sabiduría y de conocimiento, el de Dios! ¡Qué insondables sus decisiones y qué irrastreables sus caminos! ¿Quién conoció la mente del Señor? ¿Quién fue su consejero? ¿Quién le ha dado primero, para que él le devuelva? Él es el origen, guía y meta del universo. A él la gloria por los siglos. Amén.
Palabra de Dios.
EVANGELIO
El Señor nos pregunta  a todos hoy: ¿Quién dicen ustedes que soy yo?
Aquí venimos a confesar nuestra fe y dar nuestra respuesta al Señor.
Escuchemos la proclamación del evangelio.
En aquel tiempo llegó Jesús a la región de Cesarea de Filipo y preguntaba a sus discípulos: -¿Quién dice la gente que es el Hijo del hombre?
Ellos contestaron: -Unos que Juan Bautista, otros que Elías, otros que Jeremías o uno de los profetas.
El les preguntó: -Y vosotros,¿quién decís que soy yo?
Simón Pedro tomó la palabra y dijo: - Tú eres el Mesías, el Hijo de Dios vivo.
Jesús le respondió: -¡Dichoso tú, Simón, hijo de Jonás!, porque eso note lo ha revelado nadie de carne y hueso, sino mi Padre que está en el cielo. Ahora te digo yo: Tú eres Pedro, y sobre esta piedra edificaré mi Iglesia, y el poder del infierno no la derrotará. Te daré las llaves del Reino de los cielos; lo que ates en la tierra, quedará atado en el cielo, y lo que desates en la tierra, quedará desatado en el cielo. Y les mandó a los discípulos que no dijesen a nadie que él era el Mesías.
Palabra del Señor.

ORACIÓN DE LOS FIELES
  1. Oremos por el Papa, que sea fortalecido por Dios en su ministerio de comunión. Y nosotros compartamos esa responsabilidad para el bien de la Iglesia universal.
  2. Oremos por todos los líderes que reciben la autoridad de Dios para que fomenten la paz y la justicia en todos los rincones del mundo.
  3. Oremos por los que formamos esta comunidad para, que abramos las puertas a los hermanos.
  4. Oremos por los enfermos de la parroquia para que experimenten la mano poderosa de Dios y su consuelo.
  5. Oremos por los difuntos (nombres…) para que el Señor, dueño de las llaves del Reino, les abra las puertas de la vida.
DESPEDIDA
Salgamos felices del templo. Unidos en fraternal unión hemos celebrado ese gran milagro de amor que es la presencia de un Dios hecho hombre en el altar de nuestra celebración.

FELIZ DOMINGO EN LA PAZ DEL SEÑOR !!



miércoles, 13 de agosto de 2014

SOLEMNIDAD DE LA ASUNCIÓN DE LA VIRGEN MARÍA 15 DE AGOSTO DE 2014

Edicion  especial 

La Asunción de la Virgen María
15 de agosto de 2014

Domingo XX del Tiempo Ordinario
17 de agosto de 2014



   
« Hoy María Virgen subió
a los cielos: alegraos
porque con Cristo reina
para siempre. »
"Toda espléndida, la hija del rey" (Sal 45, 14)
"Una gran señal apareció en el cielo: una mujer, vestida del sol, con la luna bajo sus pies y una corona de doce estrellas sobre su cabeza"(
Ap 11, 19-12,1).
"La Asunción de María es una participación singular en la resurrección de Cristo" S.S. Juan Pablo II

Liturgia de las Horas: Propio del Salterio
Color: Blanco         
Casulla Verde
Santoral
MONICIÓN DE ENTRADA

Os recibimos con gran gozo y enorme alegría, en este inicio de la Eucaristía: hoy celebramos una gran fiesta que se conmemora con gran entusiasmo en todo el orbe cristiano. Es la Asunción de la Virgen María a los Cielos. Los ortodoxos llaman a esta fiesta de una manera muy poética: la Dormición de María. Pero además estamos contentos porque sabemos que la Madre de Jesús y Madre nuestra está en los cielos en cuerpo y alma por decisión de su Hijo, Jesús, Nuestro Señor. El Amor y la Fe nos muestran esa bella realidad. Iniciemos, pues, con gran emoción y gratitud la gran fiesta de nuestra Madre, de la Virgen María.

MONICIONES SOBRE LAS LECTURAS

1.- La profunda belleza del libro del Apocalipsis nos va a presentar, en la primera lectura, la lucha entre la mujer, coronada de estrellas, y el dragón. La escena está plena de simbolismos respecto al papel corredentor de la Virgen María.
Se abrió en el cielo el santuario de Dios y en su santuario apareció el arca de su alianza. Después apareció una figura portentosa en el cielo: Una mujer vestida de sol, la luna por pedestal, coronada con doce estrellas. Apareció otra señal en el cielo: Un enorme dragón rojo, con siete cabezas y doce cuernos y siete diademas en las cabezas. Con la cola barrió del cielo un tercio de las estrellas, arrojándolas a la tierra. El dragón esta enfrente de la mujer que iba a dar a luz, dispuesto a tragarse al niño en cuanto naciera. Dio a luz un varón, destinado a gobernar con vara de hierro a los pueblos. Arrebataron al niño y lo llevaron junto al trono de Dios. La mujer huyó al desierto, donde tiene un lugar reservado por Dios. Se oyó una gran voz en el cielo:
-- Ahora se estableció la salud y el poderío, y el reinado de nuestro Dios, y la potestad de su Cristo.
Palabra de Dios

S.- El salmo 44 da un punto de unión notable: la tradición del antiguo testamento con la novedad del Evangelio: la enjoyada con oro de Ofir es la reina del pueblo judío. Así la tradición veterotestamentaria se ve reflejada en María, hija de Israel.
R.- DE PIE A TU DERECHA ESTÁ LA REINA, ENJOYADA CON ORO DE OFIR.

2.- En la segunda lectura, Pablo de Tarso nos dice por medio de su carta primera a los Corintios de la victoria final de Jesús con la derrota del último enemigo del Reino: la muerte.
Hermanos:
Cristo resucitó de entre los muertos: el primero de todos. Si por un hombre vino la muerte, por un hombre ha venido la resurrección. Si por Adán murieron todos, por Cristo todos volverán a la vida. Pero cada uno en su puesto: primero Cristo, como primicia; después, cuando él vuelva, todos los que son de Cristo; después los últimos, cuando Cristo devuelva a Dios Padre su reino, una vez aniquilado todo principado, poder y fuerza. Cristo tiene que reinar hasta que Dios haga de sus enemigos estrado de sus pies. El último aniquilado será la muerte. Porque Dios ha sometido todo bajo sus pies.
Palabra de Dios.

3.- El Evangelio de Lucas nos muestra la Visitación de la Virgen a su prima Isabel y nos permite escuchar la oración de María: el Magnificat. Todo el texto es bellísimo y lleno de mensajes. Maria acude presurosa a visitar a su prima Isabel y ahí aparece la acción del Espíritu Santo que inunda la escena. Escuchemos con gozo.
En aquellos días, María se puso en camino y fue aprisa a la montaña, a un pueblo de Judá; entró en casa de Zacarías y saludó a Isabel. En cuanto Isabel oyó el saludo de María, saltó la criatura en su vientre. Se llenó Isabel del Espíritu Santo y dijo a voz en grito:
--¡Bendita tú entre las mujeres, y bendito el fruto de tu vientre! ¿Quién soy yo para que me visite la madre de mi Señor? En cuanto tu saludo llegó a mis oídos, la criatura saltó de alegría en mi vientre. Dichosa tú, que has creído, porque lo que te ha dicho el Señor se cumplirá.
María dijo:
--Proclama mi alma la grandeza del Señor, se alegra mi espíritu en Dios, mi salvador; porque ha mirado la humillación de su esclava. Desde ahora me felicitarán todas las generaciones, porque el Poderoso ha hecho obras grandes por mí: su nombre es santo, y su misericordia llega a sus fieles de generación en generación. Él hace proezas con su brazo: dispersa a los soberbios de corazón, derriba del trono a los poderosos y enaltece a los humildes, a los hambrientos los colma de bienes y a los ricos los despide vacíos. Auxilia a Israel, su siervo, acordándose de la misericordia --como lo había prometido a nuestros padres-- en favor de Abrahán y su descendencia por siempre.
María se quedó con Isabel unos tres meses y después volvió a su casa.
Palabra del Señor.

Oracion dE  loS fieleS

Hoy, la esclava del Señor es ensalzada en los cielos como Reina, hoy ella es aliento de nuestra esperanza, por medio de Ella, elevamos al Padre nuestras peticiones diciendo:
R.- TE LO PEDIMOS POR INTERCESIÓN DE MARÍA.
1.- Padre, igual que María cuidó y alimentó a Cristo, te pedimos por su intercesión que cuides y alimentes a tu Iglesia.
OREMOS
2.- Padre, igual que la Madre de Dios se hizo esclava para cumplir tu voluntad, te pedimos por su intercesión que los dirigentes de las naciones vivan pendientes de cumplir tu voluntad, atendiendo a todos los que gobiernan.
OREMOS
3.- Padre, igual que María estuvo pendiente de los que necesitaban el vino en Caná, te pedimos por su intercesión que atiendas a los que pasan algún tipo de necesidad.
OREMOS
4.- Padre, igual que María visitó a su prima Santa Isabel, te pedimos que visites a todos los enfermos y les des el consuelo que necesitan.
OREMOS
5.- Padre, igual que María meditaba todo en su corazón, haz que los que estamos aquí reunidos tengamos ese hábito de tamizar por tu presencia todos nuestros avatares.
OREMOS
6.- Padre, igual que María acompañó a Cristo a los pies de la Cruz, te pedimos que acompañes a todos los que agonizan en este día.
OREMOS
Padre, continua ayudando a tu pueblo el este caminar, dándole todo lo necesario para que no se aparte de las palabras de Jesucristo.
Él, que contigo vive y reina por los siglos de los siglos.
Amén.
 despedida
Millones de personas en todo el mundo celebran esta gran fiesta de alegría, paz y amor. Y nosotros con ellos. Sigamos, ya en nuestras casas, con el agasajo a la Señora de Nazaret como ella se merece. Que se vea nuestra alegría cuando, ahora mismo, salgamos del templo.

martes, 12 de agosto de 2014

XX domingo del tiempo ordinario Ciclo A

"Mujer, qué grande es tu fe"
Érase un anciano que, todas las noches, caminaba por las calles oscuras de la ciudad con una lámpara de aceite en la mano.
Una noche se encontró con un amigo que le preguntó: ¿qué haces tú, siendo ciego, con una lámpara en la mano?
El ciego le respondió: “Yo no llevo una lámpara para ver. Yo conozco la oscuridad de las calles de memoria. Llevo la luz para que otros encuentren su camino cuando me vean a mí”…
¡Qué hermoso sería si todos ilumináramos los caminos de los demás! Llevar luz y no oscuridad.
Luz…demos luz.
De la historia de Pedro, ciego y náufrago en la tormenta del domingo pasado a la historia de hoy, de la mujer cananea, invisible y marginada.
Del grito de Pedro: “Señor, sálvame” al grito de la mujer extranjera: “Señor, socórreme”.
De la respuesta de Jesús a Pedro: “Hombre de poca fe, ¿por qué vacilaste? a la respuesta de hoy: “Mujer, qué grande es tu fe”.
en medio de la ciega tormenta está Jesús salvando a Pedro náufrago y en medio de esta mujer y su hija atormentada por un demonio está Jesús y le dice: “Mujer, que se cumpla tu deseo”.
Y en medio de nosotros en este domingo está también Jesús que viene a traernos la luz y la salvación.
¿Cómo nos sentimos nosotros hoy? ¿Como hijos de Dios, como miembros de la Iglesia o como perritos que comen las migajas que caen de la mesa?
La mujer cananea no fue saludada, no le dieron un aplauso de bienvenida como hacemos nosotros, era gentil, extranjera, y como a un perro había que despacharla porque con sus ladridos asustaban a todos y Jesús tampoco le hizo mucho caso.
Pudo más la fe y la insistencia de la mujer que todos los rechazos.
Pudo más su perseverancia y atrevimiento que las palabras de los discípulos y la frialdad de Jesús.
Siempre puede más la fe que la duda, la insistencia que el cansancio.
En el corazón de Dios, en la Iglesia de Jesús, cabemos todos. Todos llamados a ser injertados en el árbol de la vida, a pertenecer y a heredar el Reino. Todos somos ovejas perdidas de Israel.
La mujer cananea y su hija atormentada por un demonio son símbolo de todos nosotros.
Ellas se alimentaban con las migajas que caían de la mesa de sus patronos. Pero querían participar de la mesa como hijos, querían sentirse amados por Jesús, querían gozar de la fiesta  que Jesús traía. Y la fe y la perseverancia abrieron de par en par las puertas del corazón de Jesús.
Muchos hermanos nuestros y nosotros también  vivimos de las migajas de la iglesia: una oración rutinaria, una misa más penitencia que gozo, unos miedos, una vida cristiana tibia y otros un vago recuerdo de su bautismo…migajas en nuestro plato cristiano.
La mujer cananea no se contentó con las migajas que caían de la mesa, quiso el pan entero, el amor entero, la sanación entera, la vida entera, la pertenencia entera.
¿Por qué contentarnos con un poco cuando lo podemos tener todo?
¿Por qué considerarnos extranjeros cuando somos hijos?
¿Por qué no invitamos a tantos hermanos alejados que comen las migajas de los celos, del alcohol, de la droga, de la infidelidad a ser miembros de la Iglesia de Jesús?
Nuestra responsabilidad no es de apartar a nadie que busca sinceramente al Señor, los apóstoles aquel día hicieron de espantapájaros, sino de acercarlos con amor hasta la fuente del perdón y de la salvación.
En Internet hay una lista de las personas más odiadas del mundo. No le resultaría difícil poner algunos nombres: Adolfo, Osama, Sadam…
Suscitan en nosotros emociones demasiado fuertes como para pensar en ofrecerles nuestro perdón.
¿Guarda usted una lista de las personas que le han ofendido? Si la tiene el reto del perdón es más grande, pero la exigencia de perdonar no por eso es menor.
¿Tiene Jesús una lista? Él no tiene ninguna lista de personas odiadas. Su lista es la del amor  a todos, incluido usted.
Liturgia de las Horas: 4ta. Semana del Salterio
Color: Verde
Santoral
ENTRADA
Bienvenidos hermanos a la casa de oración. Aquí somos invitados a vivir felices y con esperanza. Los hijos de Dios vienen a esta casa a alimentar su fe y su compromiso con las cosas de Dios y con las del mundo.
Esta familia, aquí reunida, proclama con su presencia y con su vida el señorío de Jesucristo.
El Señor no rechaza a nadie. Vivamos esta fiesta con gozo y paz. Y la comenzamos cantando el canto de entrada.
PRIMERA LECTURA
Todos, nos dice el profeta Isaías, incluidos los extranjeros tienen cabida en la casa del Señor.
Todos los aquí reunidos, hoy, estamos llamados a estrenar cada domingo nuestra condición de hijos, nuestra obediencia y nuestro amor.
Esta es la casa de oración para todos los que quieren servir a Dios y a los hermanos.
Escuchemos la proclamación de la Palabra de Dios.
Así dice el Señor:
-- Guardad el derecho, practicad la justicia, que mi salvación está para llegar, y se va a revelar mi victoria. A los extranjeros que se han dado al Señor, para servirlo, para amar el nombre del Señor y ser sus servidores, que guardan el sábado sin profanarlo y perseveran en mi alianza, los traeré a mi Monte Santo, los alegraré en mi casa de oración, aceptaré sobre mi altar sus holocaustos y sacrificios; porque mi casa es casa de oración, y así la llamarán todos los pueblos.
Palabra de Dios.
SALMO RESPONSORIAL
SALMO 66
R. - OH DIOS, QUE TE ALABEN LOS PUEBLOS, QUE TODOS LOS PUEBLOS TE ALABEN.

SEGUNDA LECTURA
Pablo, el apóstol de los gentiles, trabaja incansablemente para llevar el evangelio de Cristo a todos.
Todos, judíos y gentiles, somos objeto del amor de Dios a pesar de nuestra desobediencia. La salvación sólo es don de Dios.
Escuchemos la proclamación de la Palabra de Dios.
Hermanos:
Os digo a vosotros, los gentiles: Mientras sea vuestro apóstol, haré honor a mi ministerio, por ver si despierto emulación en los de mi raza y salvo a alguno de ellos. Si su reprobación es reconciliación del mundo, ¿qué será su reintegración sino un volver de la muerte a la vida? Pues los dones y la llamada de Dios son irrevocables.
Vosotros, en otro tiempo, erais rebeldes a Dios; pero ahora, al rebelarse ellos, habéis obtenido misericordia. Así también ellos, que ahora son rebeldes, con ocasión de la misericordia obtenida por vosotros, alcanzarán misericordia. Pues Dios nos encerró a todos en la rebeldía para tener misericordia de todos.
Palabra de Dios
EVANGELIO
Nuestra celebración dominical es la suma de todos nuestros gritos, de todas nuestras dudas y de todos nuestros quebrantos. Es la celebración de la fe grande de unos y de la fe pequeña de otros.
No se cansen de insistir. No se cansen de creer. No se cansen de acudir al Señor y a su casa de oración.
Escuchemos la proclamación del evangelio.
En aquel tiempo, Jesús se marchó y se retiró al país de Tiro y Sidón. Entonces una mujer cananea, saliendo de uno de aquellos lugares, se puso a gritarle: "Ten compasión de mí, Señor, Hijo de David. Mi hija tiene un demonio muy malo." Él no le respondió nada. Entonces los discípulos se le acercaron a decirle: "Atiéndela, que viene detrás gritando." Él les contestó: "Sólo me han enviado a las ovejas descarriadas de Israel." Ella los alcanzó y se postró ante él, y le pidió: "Señor, socórreme." Él le contestó: "No está bien echar a los perros el pan de los hijos." Pero ella repuso: "Tienes razón, Señor; pero también los perros se comen las migajas que caen de la mesa de los amos." Jesús le respondió: "Mujer, qué grande es tu fe: que se cumpla lo que deseas." En aquel momento quedó curada su hija.
PALABRA DEL SEÑOR.
ORACIÓN DE LOS FIELES
  1. Oremos por la Iglesia, servidora del evangelio y acogedora de todos los hombres.
  2. Oremos por los gobernantes, servidores de los hombres y encargados de repartir los bienes con justicia para todos.
  3. Oremos por los enfermos, los pobres, los que viven en soledad y lejos de sus familias para que confíen en el Señor y en la ayuda de los hermanos.
  4. Oremos por nuestra comunidad del Pilar para que sea generosa en su servicio al evangelio y a los hermanos.
  5. Oremos por nuestros difuntos y (nombres…) para que el Señor los admita en su casa de gloria y de felicidad para siempre.
DESPEDIDA
Salgamos felices del templo con la idea de que todo lo que pidamos a Dios, si es bueno para nosotros nos será concedido. Dios siempre está pendiente de sus criaturas.

martes, 5 de agosto de 2014

XIX domingo del tiempo ordinario - Ciclo A

Todos, todos, estamos llamados a caminar al encuentro de Jesús. Todos, por lo tanto, llamados a caminar sobre las aguas.
Las aguas son el símbolo de las furias, la tormenta, las fuerzas del mal, la sed de venganza, la sed de la pasión que con sus rugidos apagan la voz de Jesús que nos dice: Ven.
La llamada de Jesús es constante pero la tormenta en nuestra vida también es constante y por eso no oímos, no creemos, no caminamos con fe hacia Jesús que nos llama y vivimos como náufragos. Estamos llamados a caminar hacia Jesús no a ser Jesucristo. Sí a dar la vida por Jesucristo y los hermanos.
Para caminar hacia Jesús hay que saber dónde encontrarle. Hay que aprender a escucharle.
El profeta Elías, defensor de Dios, se pasó toda la noche escuchando y comprobó que Dios no estaba en el viento, no estaba en el terremoto, no estaba en el fuego, y lo sintió presente y vivo en un levísimo susurro.
Una vida y una hora en la iglesia para escuchar a Dios y sentirlo presente y vivo en su vida y en la asamblea litúrgica; para sentirlo vivo y presente en las pequeñas cosas, en los acontecimientos cotidianos, en el silencio y en lo inesperado.
A Dios no se le puede programar. Dios es sorpresa constante.
Dios no está en la limusina blanca.
Dios no está en las palabras sabias.
Dios está en el suspiro vacilante de todo corazón que escucha, que busca al Dios escondido y se deja sorprender.
Nos dice el evangelio que los discípulos iban solos en la barca.
Jesús oraba en la montaña. Y la barca atravesaba por en medio de una gran tormenta.
Solos en la barca.
Solos en la tormenta.
Solos en la impotencia.
Solos en la comunidad.
¿Sabrán escuchar su voz y distinguir su presencia? No es un fantasma el que camina sobre las aguas. Es el Señor. La fe les abrió los ojos.
La Iglesia vive también este tiempo, separada de su Señor Resucitado que nos espera en la otra orilla y nos manda remar, trabajar, avivar la fe, enfrentar las tormentas, confesar a Jesús ausente-presente, y confiar en el poder de Jesucristo que viene a rescatarnos.
Pedro dejó la barca para descubrir su propia debilidad y aprender a fiarse del poder de Dios.
1.- Confianza, la base de nuestra relación con Dios.
2.- Seguridad, ponerla en las manos de Dios.
3.- Llamada, escucharla cada día.
4.- Oración, "aumenta mi fe".
Liturgia de las Horas: 3ra. Semana del Salterio
Color: Verde
Santoral

ENTRADA
Hermanos, bienvenidos a la asamblea de los santos, a la fiesta de los redimidos, a la eucaristía del Señor.
Todos los creyentes somos invitados a buscar a Dios y a confiar en sus promesas.
No teman. Están en buenas manos.
No teman, alaben al Señor y fíense de Dios.
Entonemos el canto de entrada al Dios que nos visita y nos salva.
PRIMERA LECTURA
“Sal fuera que el Señor va a pasar”.
Hoy somos llamados a salir de nuestras casas, de nuestras preocupaciones, de nuestra rutina, para respirar el aire fresco de la presencia de Dios.
Salir para encontrarse con Dios y los hermanos que buscan al Dios de Elías y al Dios de todos los que lo adoran en espíritu y verdad.
Escuchemos la proclamación de la Palabra de Dios.
En aquellos días, al llegar Elías al monte de Dios, al Horeb, se refugió en una cueva donde pasó la noche. El Señor le dijo:
-- Sal y aguarda el Señor en el monte que el Señor va a pasar
Pasó antes del Señor un viento huracanado, que agrietaba los montes y rompía los peñascos; pero en el viento no estaba el Señor. Vino después un terremoto; pero y en el terremoto no estaba el Señor. Después vino un fuego; y en el Señor no estaba en el fuego. Después se escuchó un susurro; Elías al oírlo se cubrió el rostro con el manto y salió a la entrada de la cueva.
Palabra de Dios.
SEGUNDA LECTURA
Pablo nos habla de su dolor. Sufre por la conversión de sus hermanos, los judíos.
Ellos, herederos de las promesas, se resisten a creer en Jesús.
El dolor de Pablo es el dolor de todos los cristianos deseosos de compartir su fe con sus hermanos.
Escuchemos la proclamación de la Palabra de Dios.
Hermanos:
Digo la verdad en Cristo; mi conciencia, iluminada por el Espíritu Santo, me asegura que no miento. Siento una gran pena y un dolor incesante, pues por el bien de mis hermanos, los de mi raza y sangre, quisiera incluso ser un proscrito lejos de Cristo. Ellos descienden de Israel, fueron adoptados como hijos, tienen la presencia de Dios, la alianza, la ley, el culto y las promesas. Suyos son los patriarcas, de quienes, según lo humano, nació el Mesías, el que está por encima de todo: Dios bendito por los siglos. Amén.
Palabra de Dios.
EVANGELIO
El evangelio termina con una confesión comunitaria de fe en Jesucristo.
Aquí venimos para hacer como los apóstoles, postrarnos ante el Señor y proclamar nuestra fe en el Hijo de Dios.
Escuchemos la proclamación del Evangelio.
Después que la gente se hubo saciado, Jesús apremió a sus discípulos a que subieran a la barca y se le adelantaran a la otra orilla, mientras él despedía a la gente. Y, después de despedir a la gente, subió al monte a solas para orar. Llegada la noche, estaba allí solo. Mientras tanto, la barca iba ya muy lejos de tierra, sacudida por las olas, porque el viento era contrario. De madrugada se les acercó Jesús, andando sobre el agua. Los discípulos, viéndole andar sobre el agua, se asustaron y gritaron de miedo, pensando que era un fantasma. Jesús les dijo en seguida: "¡Ánimo, soy yo, no tengáis miedo!" Pedro le contestó: "Señor, si eres tú, mándame ir hacia ti andando sobre el agua." Él le dijo: "Ven." Pedro bajó de la barca y echó a andar sobre el agua, acercándose a Jesús; pero, al sentir la fuerza del viento, le entró miedo, empezó a hundirse y gritó: "Señor, sálvame." En seguida Jesús extendió la mano, lo agarró y le dijo: "¡Qué poca fe! ¿Por qué has dudado?" En cuanto subieron a la barca, amainó el viento. Los de la barca se postraron ante él, diciendo: "Realmente eres Hijo de Dios."
Palabra del Señor.
ORACIÓN DE LOS FIELES
  1. Por la Iglesia, barca de salvación, para que confíe y se deje guiar por Jesucristo.
  2. Por todos los gobernantes para que busquen con ahínco caminos de paz y reconciliación y se construyan unas relaciones humanas más justa.
  3. Por los pobres, los que sufren enfermedad y soledad para que confíen en el Señor y en la ayuda de los hermanos.
  4. Por los jóvenes de nuestra comunidad para que en medio de los muchos peligros busquen la fuerza y la paz de Jesucristo.
  5. Por esta comunidad parroquial para que, confiando en el Señor, anuncie la paz y la salvación a todos los hermanos que dudan y no creen.
  6. Por todos nuestros difuntos y (nombres…) para que el Señor les conceda el don de la resurrección
DESPEDIDA
Dios está con nosotros. Cristo nos lo muestra. Salgamos, pues, felices del templo y con ganas de proclamar nuestra verdad a todo el mundo.

FELIZ DOMINGO EN LA PAZ DEL SEÑOR !!